Edda Armas

 

          Esa mujer que con sus dedos acaricia las alas de una mariposa, caricia que el inquieto insecto acepta como si sospechara el aroma de la receptividad, ha rozado con mayor intensidad el poema. Edda Armas (Caracas, 1955) ha desarrollado una obra donde lo femenino se ha ido tejiendo en torno a un centro mayor: la palabra. En ella no está la búsqueda de una poesía femenina o de la mujer. Sólo la andanza por los senderos del poema que en su destino atrapa todo lo que en la ruta haya y termina siendo una confesión de lo femenino, de lo mínimo, de la armonía que cuerpo y alma logran con trabajos profundos, mucha espera, lenta observación.

 

       El poema es una mirada, mirada de videncia, revelación, de íntima penetración. Acto que integra y restituye. Por ello no extraña que los dos epígrafes de Pessoa y Shepard que presiden a Sable (Caracas: Colección Vitrales de Alejandría del Grupo Editorial Eclepsidra,1994), se refieran al acto de mirar. Este poemario Premio Municipal de Poesía, fue segundo finalista del Concurso Internacional de Poesía del Courrier de l'Orénoque, 1994, Francia y logró mención en el Concurso Premio de Poesía Ramón Palomares, 1994, Ateneo de Escuque.

 


Inicio | La Vuelta al Mundo

Copyrigth 2002© Todos los derechos reservados