Despuntar

Amaneció el rumor de tu piel
impregnado entre mis sueños,
una mañana salpicada de nostalgia
por el eco de un beso roto en llanto.
Un aroma a sabanas tibias delata
que esta noche de lluvia y fantasía,
pernoctó cobijada en tus recuerdos;
con tu nombre enredado en cada pensamiento
y el pulso de mi sangre abrazado con tu aliento.
 


Inicio | Macrocosmos

Copyrigth 2002© Todos los derechos reservados