En la maleta de las ausencias aún guardo un cuadro de tu cara

                                      No se ve muy bien

Se ve distante, seca,

                                           Ajena

                            Tan sola

Cuando la vi, se robó mis lagrimas

Ahora estoy tan corroído como esa cara mohosa

Soñando tu regreso

Cuando busques en mis recuerdos

Un cuerpo divino

                            Que ya no es

Y una sombra de muerte

                            Que soy yo

 


Inicio | Casa de la Poesía

Copyrigth 2002© Todos los derechos reservados