¡ Exijo comprensión !

He desechado la condición de perro ... Soy humano.

                                               No va muy bien.

Como perro podía juguetear los domingos y revolcarme con mi amo.

                                           Siendo hombre, no hay emoción.

Cada vez que trato de olerle el sexo a las hembras (ritual muy practicado),

me tildan de inmoral ¿ Por qué ?

                                   ¡ El hombre es un inhibido !

                                               No entienden.

“ El perro es el mejor amigo del hombre ” ¡ Irónico !... Si es verdad

¿ A que se debe el castigo ?

- ¡ Homosexual !

- ¿ Por qué ?... Discúlpame, pero acostumbro lamer al que me alimenta.

                                   ( Y todos los tratos son iguales)

                        ... ¿Y se tildan de superiores ?

Nosotros mordemos y ladramos por necesidades e instintos,

pero conocemos nuestras razones... Ustedes ¡ Bah !

se vanaglorian de grandeza y se matan sin motivo. ¿Seres superiores?...

                                   ¡ Ridículo !

Me regreso a mi estado perruno,

de lo contrario moriré de sarna humana.

Yo por lo menos lamo y me revuelco con mi dueño.

Ustedes... ¡ Ni siquiera pueden olfatear a su Dios !

Ya  no ladro, pero ustedes dicen lo mismo cuando hablan

que yo en mi condición de cuadrúpedo.

Y es que lo saben y tienen miedo,

 ya que sólo de perros será el reino de los cielos.

 


Inicio | Casa de la Poesía

Copyrigth 2002© Todos los derechos reservados